viernes, 18 de junio de 2021

¡FELIZ VERANO!

 



Hoy hemos celebrado el final del curso 2020-2021 con la colaboración de la AMPA y de la Junta Vecinal del barrio. Nos hubiese gustado hacerlo diferente, como en cursos anteriores, todos juntos y sin restricciones pero hay que adaptarse al momento y a cada situación y esta es una de las características de los docentes: la capacidad de adaptación y de toma de decisiones con rapidez. 

El último día del curso escolar es momento de reflexión y valoración. Si echamos la vista atrás, el 1 de septiembre, cuando nos reencontramos todo el personal docente y no docente del centro no éramos capaces de imaginar que íbamos a acabar el curso en las condiciones en las que lo hemos hecho.


Hace nueve meses pensábamos que en menos de un mes íbamos a tener aulas cerradas y profesores con baja médica, todo debido al Covid. Pero después de pasar un otoño e invierno heladores con las ventanas abiertas de par en par, oírnos constantemente unas clases a las otras por tener las puertas abiertas, almorzar en el aula sin moverse nadie de su silla, aprender a esperar para respetar los turnos interminables del baño y jugar en un rectángulo de la pista del recreo… podemos decir que ¡hemos acabado el curso de maravilla!


Algunos pensarán que hemos sido demasiado estrictos con las medidas pero una vez finalizado el curso podemos celebrar que, gracias a estas medidas pero sobre todo a la gran responsabilidad y la capacidad de adaptación que ha tenido nuestro alumnado, solamente hemos tenido un aula cerrada y varios alumnos confinados a lo largo de este largo curso. 


Por supuesto esto no habría sido posible sin la ayuda de las familias que han cumplido los protocolos de confinamiento. También ha sido importante la colaboración de la AMPA que nos compró 6 medidores de CO2 o Israel que ha desinfectado el patio del colegio una vez por semana. No tenemos las palabras necesarias para agradecer la colaboración de la Junta Vecinal del barrio que nos ha donado garrafas de hidrogel, de limpia superficies, mascarillas, papeleras con pedal, felpudos, … y sobre todo el acompañamiento de Cristina que ha estado siempre pendiente de que no tuviésemos ninguna carencia en el Centro. 


¡Muchas gracias! ¡Hemos demostrado formar una gran comunidad educativa!

0 comentarios:

Publicar un comentario